Cada máquina es probada y controlada en cada una de sus etapas de elaboración en presencia del cliente antes de ser entregada. Esto permite una más rápida y segura inicio de la producción. La planificación organizada con el cliente durante la construcción y control de la machina permiten además una en mejor utilización de las mismas. Una simple llamada telefónica es a menudo suficiente para resolver los posibles problemas durante la producción: gracias a los avances electrónicos y tecnológicos hoy en dia nos permite crear un servicio remoto, mucho más rápido y conveniente.